La primera estrella de la noche, de Susan E. Phillips

marzo 10, 2017



La serie Chicago Stars ocupa un lugar especial en mi estantería. Se trata de una de mis series favoritas dentro del género romántico, escrita por la -para mí- reina de la romántica contemporánea: Susan Elizabeth Phillips. Compuesta por ocho títulos, incluyendo este del que os hablo hoy, cada uno de ellos se puede leer de forma independiente, aunque se disfrutan muchísimo más si se sigue el orden correcto, básicamente porque los protagonistas de cada novela siempre aparecen como secundarios en las demás. Acabas cogiendo cariño a todos y cada uno de los personajes, como si de una gran familia se tratase. Todos los libros tienen cierta conexión, algo que desgraciadamente falla en a La primera estrella de la noche. Mi impresión es que la autora introduce ciertas referencias y apariciones puntuales de un par de personajes ya conocidos por el lector para así poder incluir la novela dentro de dicha saga, sin complicarse mucho más la vida. Dicho esto, tampoco es que sea algo realmente importante porque al fin y al cabo la historia es entretenida y cumple, pero en ciertos momentos me ha llegado a mosquear un poco, junto con alguna otra cosa de la que os hablaré a continuación.

Empecemos poniendo un poco en situación y comentando aquello que sí me ha gustado. Piper Dove es una detective privada que intenta desesperadamente que su agencia tenga éxito. Su oportunidad llega cuando es contratada para seguir a Cooper Graham, antiguo quaterback de los Chicago Stars y actual propietario de un club nocturno. Sin embargo, él pronto se percata de su presencia y, cosas de la vida, termina contratándola él mismo. Digamos que esto es poco más que el principio de la novela. Me ha agradado en especial la fuerza y carácter de la protagonista. Es una mujer independiente, valiente, inteligente, de armas tomar, y que no se deja en ningún momento intimidar por el famoso, imponente y competitivo deportista. Se crea así un tira y afloja, una competitividad que evoluciona en respeto, amistad y otras cosas, obviamente. Si hay algo que vamos a encontrar en abundancia son las escenas disparatas y malos entendidos tan típicos de Susan Elizabeth Phillips. Sabe proporcionar al lector lo que necesita en cada momento, hace que disfrute y se divierta durante todo el libro pero sin dejar de lado los conflictos y las situaciones más tensas. Consigue que desde la primera hasta la última página lo pases bien con la lectura. Además, como decía más arriba, la aparición de personajes conocidos de la serie es otro gran punto a su favor, siempre es un placer saber más de ellos, incluso aunque estén un poco metidos con calzador. Pero bueno, al final con lo que me quedo es con los carismáticos protagonistas y con la relación que se va creando entre ellos.

Ahora bien, aunque he disfrutado del libro y me lo he pasado bien con su lectura, como no me cansaré de decir, también hay cosas que me no me han convencido del todo, por lo menos para ser un libro de Susan Elizabeth Phillips. En primer lugar quiero mencionar la extraña evolución de la trama. He tenido la sensación durante todo el libro de una mala construcción de la historia, como si la autora hubiera ido improvisando según escribía, creando situaciones tensas o conflictos para así poder desarrollar la relación personal. Consigue lo que se propone, eso está claro, pero no por ello he dejado de tener esa mala impresión general de ir dando tumbos. Otra cosa que me ha chirriado un poco son los personajes secundarios. Todos sabemos que suele crear secundarios, e incluso parejas, a la altura de los protagonistas, pero no ha sido así en este caso. No entiendo para qué introduce algunos si realmente terminan por no tener ninguna importancia en el argumento ni en la relación o vida de los personajes. Quedan desdibujados por completo y no hacen más que aumentar la sensación que os comentaba antes de improvisación, dejando a la vez muchas cosas por el camino que tenían  bastante potencial. Puede que algunos lectores no estén de acuerdo conmigo -el libro tiene unas opiniones buenísimas-, y no sé hasta qué punto tendré razón o no, pero sí que creo que ciertas cosas me molestan más con determinados autores porque sé que lo pueden hacer mucho mejor. Exijo más porque sé que pueden dar más de sí.

En conclusión, éste no es el mejor libro de la autora, pero tampoco es el peor. Es una buena lectura para pasar un rato más que agradable con unos personajes carismáticos y una relación atractiva. Tiene sus fallos, como digo, pero seguro que cualquier amante del género y seguidor de la autora lo disfrutará igualmente.


You Might Also Like

5 comentarios

  1. Bueno, yo soy de las que empezó esta saga leyendo libros al tún tún xDDDD pero bueno, al final lo importante es que sean bonitos y entretenidos. Lo de metidos con calzador...pues igual, siendo que tiene que escribir libros como quien hace churros, lo más sencillo es hacer tres escenas donde aparezcan otros y pista :( pero es una pena que esté llegando a esos extremos, al final las sagas de más de 5-6 libros terminan sufriendo mucho. Y también es una pena lo de los secundarios, con lo divertido que es luego ver como tienen libros propios...a ver si con el siguiente de SEP destaca un poco más!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, cuando son series tan largas acaba pasando. El problema yo creo es que se supone que el séptimo era el último, ya lo había dejado claro en varias ocasiones. Si no me equivoco se publicó en el 2007. Y después de tanto tiempo sacarse un libro de la manga que quizá no tenía pensado hacer... pasa factura. Además no sé en dónde leí que precisamente cada vez escribe menos y le cuesta más. Entre publicaciones siempre hay mínimo un espacio de dos años. Una pena.

      Eliminar
  2. ¡Hola! ^^
    No conocía este libro que nos enseñas, pero si que me suena mucho la autora. Creo que tengo algún libro suyo pendiente, pero al menos de momento no creo que le dé una oportunidad. Hay autoras que me llaman más la atención. Aunque tarde o temprano acabaré leyendo alguno de sus libros, porque me gusta el género.

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una autora estupenda, yo creo que te va a encantar cuando le des la oportunidad. Pero te aconsejaría comenzar por otros títulos, como Besar a un ángel (autoconclusivo) o por esta saga de los Chicago Star pero por orden, no por el que enseño hoy; Tenías que ser tú, Heaven Texas, Sólo mío, etc.

      Eliminar
  3. No sabía que había salido libro nuevo de los Chicago pero por lo que cuentas parece más que la autora quiere exprimir la gallina. De momento va a ser que me abstengo que aún tengo un puñado de los otros pendientes de leer.

    ResponderEliminar

¡Bienvenido a mi casa! Entre libremente y por su propia voluntad, y deje parte de la felicidad que trae
~゜・_・゜~ <--- Esto es un murciélago, no Sailor Moon.

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *